Actions

Work Header

Accidente

Chapter Text

...

-Catra, oye Catra me escuchas? -la morena alcanzaba a oír que la llamaban pero no distinguía bien quién. Sentía presión sobre ella, pero luego distinguió un aroma particular. Parecido a madera de pino y hierba fresca, era agradable y quería saber qué era. Abrió de poco los ojos y logró distinguir una cabellera rubia

-A...dora? -se sorprendió al ver a su amiga totalmente fuera de sí. Le costaba respirar y sudaba bastante- que ocurre?

-No lo sé - dijo Adora perdiendo algo de visión. Catra intentó responder pero se comenzó a sentir débil, luego la rubia quedo un momento inconsciente causando preocupación en la felina

-Adora, estás bien? Adora! -la sostuvo entre sus brazos y la sintió muy caliente, más de lo que jamás sintió. Pero algo más ocurría, al verla parecía diferente. Lucía más bella que de costumbre, ese sonrojo parecía ayudarle a verse más irresistible y sin saber por qué comenzó a juntar sus rostros. La tomaba con suavidad, esto más que nada por la poca fuerza que sentía que por intención. Miraba los labios entreabiertos de la otra chica, algo que no sabía que era le gritaba casi demandando que los tocara. Probó haciéndolo con su pulgar, no , eso no era y casi por instinto comenzó a acercar su propio rostro. Sus frentes y narices tocándose, finalmente probó con sus propios labios. Eso era! es lo que le estaba pidiendo su instinto pero aún no era suficiente, volvió a hacerlo una y otra vez hasta que sintió que no sólo ella lo estaba haciendo. Se alejó un poco para ver que la rubia estaba consciente- Adora

-Hazlo otra vez -decía volviendo a acercarlas con sus ojos brillando por la emoción- hazlo

Catra no entendía porque le hacia caso mientras la volvía a besar, sintió los dedos de Adora jugando con su cabello y era distinto a como lo hacia antes. Le hacía sentir calor en el pecho así como un poco de presión que extrañamente no era desagradable. Siguieron besándose con lentitud hasta que se separaron para respirar un momento. De pronto lo sintió y seguramente también la rubia que tenía menos brillo en su mirada, era como salir de un trance o algo así. Estaban abrazadas con sus rostros muy juntos, pero pese a esa sensación la felina sentía que no terminaba ahí... y estaba segura que su ex-amiga se sentía igual

-Que... Qué está pasando? -decía la rubia mientras veía hipnotizada a la felina- por qué estás tan cerca?

-No lo sé, yo sólo quiero estar más cerca de ti. Que estemos más juntas -Catra comenzó a acomodarse sobre Adora quedando la rubia recostada con la mirada intensa de su enemiga sobre ella- No me había dado cuenta de lo hermosa que eres

-Y-Yo? Tú de verdad crees eso? -dijo la chica mientras se incrementaba su sonrojo- pero si tú también lo eres

-No es algo que vaya conmigo recuerdas? -decía mientras volvía a juntar la punta de sus narices, no sabía por qué pero le gustaba

-Siempre me gustaron tus ojos -Adora pasó su mano por el rostro de la chica sobre ella hasta llegar a sus labios y verlos- que fue eso?

-No lo se -observaba la mirada suave que le daba la rubia, la última vez que la vio era muy diferente. Llena de enojo, de odio. Y ahora esto, una que jamas vio pero que quería que siguiera siendo así- puedo hacerlo otra vez?

Ni siquiera le respondió y estaban besándose de nueva cuenta, Adora comienzo a escuchar algunos quejidos de su amiga pero como sentía que la seguía pegando a ella no les tomó mucha importancia. Sintió que su temperatura subía nuevamente, había algo que le hacia sentir incomoda de su espalda y vientre. Hasta que la felina, que estaba acomodada entre sus piernas como siempre lo había hecho, estaba muy pegada a ella y sintió una corriente ir por toda la espalda y soltó un gemido. Catra gruñó ligeramente también y volvió a hacerlo, otra vez y otra vez.

-C-Catra que estamos haciendo? Se siente extraño pero también muy bien -dijo la chica abrazando con fuerza el cuello de Catra. La felina siguió presionándose contra la cadera de la chica debajo de ella. Comenzó a sentir mucho calor y sin advertencia se quitó su playera ante la mirada impresionada de la rubia- C-Catra?! que haces?!

-Estoy asfixiándome con tanto calor, además no es la primera vez que lo hago delante de ti

-Si pero -pero antes jamas se había sentido así cuando lo hacia. Jamas sintió ese pequeño salto de su corazón, o esa necesidad de tocar la piel que suele ser cubierta por la prenda. Al parecer su cerebro y cuerpo ya no funcionaban pues llevó sus manos al vientre de la morena que la veía sin comprender

-Te gusta? -le dijo su ex-amiga y esto hizo quitar sus manos como si hubiese tocado metal ardiendo

-Perdón! ya no puedo pensar bien y yo sólo

-Esta bien -la felina tomó las manos de la chica y las volvió a poner sobre su piel- pero a cambio quiero que me dejes hacer lo mismo.

Adora se quitó su chaqueta para que fuera menos problema y las manos un poco temblorosas de la morena comenzaron a moverse bajo su ropa, las caricias eran suaves pero el ligero roce de sus garras afiladas le daban una sensación extra. Sintió que las manos de su amiga iban más abajo y las sintió en su pantalón

-Quitemos esto -dijo con una sonrisa malvada la felina que hizo que la rubia se sintiera insegura

-No te atrevas

-Pero claro que si -aunque fue un poco forcejeado finalmente dejo sin pantalones a su amiga que aún le reclamaba

-Al menos quítate los tuyos también, debe ser justo!

-Oye me quedaré en nada -respondió ligeramente sonrojada. Adora sonrió internamente mientras se le cruzaba una idea. Se acercó acariciando los brazos de su amiga y con una de sus manos comenzó a dar leves caricias a su cola. La felina reaccionó como esperaba, un ligero quejido y sus orejas se bajaron. Volvió a besarla de manera dominante, lo hizo un rato hasta que sintió que estaba entregada la chica

-Quítatelo esta bien? quiero seguir descubriendo de esto contigo -decía la rubia cerca de la oreja de Catra que se giró para darle otro beso y alejarse

-Eso es jugar sucio -decía mientras se quitaba la prenda, ante la mirada atenta de su amiga. Supo que estaba avergonzada pues sus orejas estaban pegadas a su cabeza. Una vez que se la quitó se acercó a besarla otra vez, era increíble cada que lo hacia. Podría convertirse en su nueva actividad favorita. Sintió un ligero dolor en sus labios y se apartó

-Auch, por que-?

-Eso es por jugar sucio -dijo la felina riendo un poco. Adora sintió caliente su labio inferior y al tocarlo vio un poco de sangre

-Ya verás -la rubia se lanzó sobre la chica y quedo sentada en sus piernas así atrapándola. La beso con más fuerza intentando morderla también pero no lograba descifrar como hacerlo. Hasta que en un mal calculo sintió como su lengua rozó la de Catra y al parecer también notó la sensación. Se vieron por un momento

-Hazlo otra vez -decía la morena acercándose para volverla a besar, lo intentó Adora y lo consiguió. Lo siguieron probando hasta que finalmente encontraron un ritmo en que podían besarse pero igual chocar sus lenguas, le daba un extra a los besos. Fue cuando la felina bajo sus manos más alla del cuello de la otra chica y comenzó a masajear por sobre la ropa los pechos de esta

-Catra me siento...me siento

-Mareada? -la rubia asintió con los ojos entrecerrados- yo igual pero me gusta, que hay de ti?

-Yo -Adora veía como su amiga la miraba de manera aún más intensa. Esos ojos que tanto amaba, como extrañaba verlos pero en la forma en que la miraban ahora, por primera vez de esa forma era algo más que especial. Se acercó a la chica y comenzó a besarla otra vez mientras dejaba libre su cabello- me siento bien

-Wow -dijo apenas audible Catra, recordaba un par de ocasiones en que vio el cabello suelto de la rubia y la realidad es que le encantaba. Pero hoy, y aún sin entender por qué, todo en ella se veía mejor. O más bien, más irresistible- en verdad que no entiendo que ocurre

-Yo deje de preocuparme por eso hace mucho -comenzó a besar el mentón de la aún ida morena. Bajo a su cuello y llegó a su clavícula con sus besos, lamió un poco y el discreto ronroneo de su compañera la alentaba. Fue cuando por su mente cruzó una idea y decidió morder cerca del hombro, el quejido de la felina la hizo alejarse

-O-Oye! que fue eso?

-Es mi venganza, aún me duelen -decía apuntando a su boca

-No es mi culpa de que sean tan suaves -decía para besarlos mientras volvía a bajar sus manos al pecho de su amiga, decidió ser más atrevida y tocar bajo la ropa. Adora tuvo un pequeño espasmo al sentir las manos de su amiga tocar directo su piel, era bastante sensible y las manos de la morena eran un poco rudas. Aún así había algo en ello que le gustaba- quítate esto ya, no lo necesitas

-Ayúdame en lugar de solo decirme! -decía con una sonrisa burlona mientras levantaba sus brazos, Catra se la sacó y se quedo en su lugar admirándola. Se sintió apenada y se cubrió con sus manos- no me veas así

-Perdón es sólo que -las palabras se le quedaron en la boca a la felina. Volvió a besarla con suavidad y accidentalmente posó su mano sobre la pierna de la rubia que dio un pequeño salto pero no dijo nada ni se alejo. Comenzó a acariciarla mientras seguían sus besos hasta que comenzó a subir y subir, hasta que sintió la ropa de interior de su compañera- puedo seguir?

-E-Esta bien -respondió con nerviosismo la más alta, que seguía sentada en sus piernas. Comenzó a sentir esa presión en su vientre crecía, sentía las manos de Catra acariciando con extraño cuidado su entrepierna y al igual que lo anterior esto le gustaba. Decidió hacer lo mismo y cuando llegó a su destino la felina gimió contra sus labios- como se siente?

-Bien, no pares y yo tampoco lo haré -dijo antes de continuar. Adora un poco sin aliento hizo lo mismo, ahora ya no se besaban. Tenían juntas sus frentes y se veían, exploraban las expresiones que hacia la otra y se preguntaban porque les gustaba tanto. De repente se daban uno que otro beso pero el tiempo de aquello había terminado, ahora estaban enfocadas en esa caricias que parecían darle un gran gusto a la otra- Adora quiero intentar algo

-Lo que sea -respondió un poco desconectada la más alta por la necesidad de volver a sentir a la morena

-Déjame quitarte esto -decía la felina sosteniendo la ropa interior de la otra chica, Adora lo dudo por un momento. Sólo un momento

-Esta bien -Catra sonrió con malicia mientras la rubia se levantaba un poco, sin mucho esfuerzo se los sacó. Sin darle mucha importancia o sin verlo, esa prenda no le importaba pues su atención estaba en la chica frente a ella

-Quédate sobre mi, tal como estabas -retomó sus movimientos pero esta vez la chica no pudo evitar abrazar con sus piernas la cintura de la felina y gemir con más fuerza. Catra lo tomó como una buena señal y siguió, los gemidos de su compañera eran más fuertes y seguidos y sin entender por qué eso la hacia hacerlo mejor.

Pero no esperaba que la rubia también volviera a tocarla casi con el mismo ímpetu que ella lo hacia, su mano dentro de su ropa interior buscando darle el mismo placer. Pronto ambas estaban gimiendo en oído de la otra disfrutando tenerse así una a la otra. Todo lo demás les importaba un comino, sólo recordaban el nombre de la otra y respirar. Siguieron acariciándose mientras se besaban aunque Adora sentía que algo era diferente a antes. Es como si algo hubiese aparecido dentro de la ropa interior de la felina

-Catra -la llamó pero la chica parecía estar desconectada, jadeaba con fuerza y apretaba los ojos. Su boca abierta dejaba ver un poco sus colmillos y sintió hormigueó en sus labios otra vez al verlos

-Adora, espera algo no esta bien -dijo la chica dejándola sobre el suelo otra vez y llevó sus manos a su entrepierna. Parecía realmente confundida y la más alta mentiría si dijera que ella no lo estaba- que diablos?!

-Por qué tienes eso? desde cuando? -decía mientras veía lo que parecía ser, no o si? no podía ser

-Bueno cuando desperté esta mañana no estaba! -la morena aún no salía de su confusión pero una ligera mirada que dio hacia los labios inferiores de Adora hizo a su instinto volver a gritarle. No tenía ni idea de que hacer pero hasta el momento no había fallado su instinto en lo que le decía

-Catra creo que deberíamos -la nombrada no la dejó terminar pues comenzó a besarla con lentitud pero un poco agresiva, la rubia olvidó sin problemas lo que iba a decirle y correspondió los besos con gusto hasta que volvió a sentir a su amiga posicionarse sobre ella y justamente entre sus piernas. Se separaron un poco

-Creo que debo... -dijo mientras comenzaba a introducirse dejándolas a ambas sin aire aferrándose a la otra sin saber que hacer con las sensaciones que experimentaban. Al diablo las explicaciones!

-Catra eso... eso es demasiado -dijo cubriendo su rostro con sus manos, no sabía que hacer. Era extraño pero no desagradable, claro que no! La felina le tomó las manos y las colocó sobre su cabeza, besándola otra vez, sus pieles acariciándose ligeramente y de forma agradable. Fue la rubia quien la abrazó para acercarla más haciendo que volvieran a suspirar- Catra...

-Adora... Adora -dijo la chica aferrándose a ella, sintió que sus uñas se clavaban en la piel morena. Catra se quejó un poco por eso, además de que aún le costaba recuperar el aliento pero aún así bajó el rostro hasta su cuello y sintió sus labios sobre su piel, sintió escalofríos y bajó un poco rostro para encontrarse con los labios de la felina. Se besaron un momento y Catra se sostuvo sobre ella y la rubia sintió como la chica movió su cadera hacia ella, volviendo a perder el aliento

...

Adora se despertó sin aire, sudando y totalmente en shock. Miró por la ventana y vio que ya era de noche, su habitación estaba a oscuras y sólo entraba la luz del reino. Se sentó en su cama y trató de calmarse

-Que fue todo eso? -decía la chica con su cabeza entre las manos. Todo eso no podía ser real o si? era imposible, después de todo lo que había leído e investigado era imposible. A no ser que- Madame Razz dijo que debía buscar más de su descendencia, acaso Catra? no, estoy segura que no. Pero entonces por qué soñé algo así?

Estaba tratando de encontrar una explicación, no podía ser, era imposible. Clavó la mirada en su vientre que había estado creciendo en los últimos días aunque le dijeron que apenas estaba empezando, posó su mano sobre él como lo hacia ya casi todo el tiempo cuando estaba a solas. Era en momentos así en que realmente se ponía a pensar en su maternidad, a veces pensaba en si debía enseñarle a luchar, a veces pensaba que podría ser un mago como la tía de Glimmer, quizás tener el temperamento de su misma amiga, o que tal como Bow? Pero nunca se había puesto a pensar en el padre, era algo que le tenía sin cuidado pero la plática de hacia un rato con sus amigos y su reciente sueño la habían puesto pensativa. Si Catra realmente era esa persona debería decirle? Catra sabrá? y si lo sabe por qué no ha tratado de encontrarse con ella? Si bien es cierto que la Horda estuvo inactiva las dos semanas recientes, aunque ese mismo día sus amigos habían ido a un lugar. Podría ser que estuvieran atacando?

Adora ya se había rendido en que Catra no era realmente una persona buena, le rompía el corazón aquello pues es alguien con quien creció y que quería. Recordó su sueño, no pudo evitar sonrojarse, todo lo que pasaba y se decían... no estaba segura si realmente se sentía así pero si no lo fuera no sería vergonzoso. Quizás después de todo no la quería como una amiga pero era alguien con quien ha aprendido bastante, cosas buenas y cosas malas tanto de ella como si misma. Lo pensó un poco más

-A eso se referían con lo de una pareja? -dijo para si misma la rubia. Siguió acariciando su vientre, era extraño pero le ayudaba a calmarse. No pudo evitar sonreír, aunque quizás Catra debería estar con ella por ser parte de ello no le importaba hacerlo sola. De alguna forma comenzaba sentir emoción, aunque desearía que su hijo o hija pudieran conocerla y quizás si ella se sentía así, Catra también podría. Aunque podría ser lo contrario y hacer sentir mal a los tres- es tan complicado...

-Adora, podemos pasar? -escuchó que Glimmer llamaba desde el otro lado de la puerta, de alguna forma le agradecía que llegara a interrumpir sus pensamientos

-Claro! -decía la chica arreglando un poco su cabello y encendió la luz. Al momento entraron la princesa y Bow, veían con unas canastas y una charola con bebidas- que es todo eso?

-Bueno nos dijiste que nunca habías probado los pasteles de Dryl pero desde que la horda lo tomó mucha gente se fue, entre ellos los sirvientes de Entrapta

-Así que trajimos unos cuantos para que los pruebes! -decía Bow abriendo la primer canasta ante la mirada curiosa de la rubia que se quedo asombrada por sus colores y ni hablar de su aroma- que te parece si comemos unos cuantos?

-Creo que saben mi respuesta


-Maldita sea, maldita sea! -decía Catra mientras estaba recostada en el laboratorio de Entrapta, el cuerpo entero le dolía-esos hijos de su... estoy hasta la... es que son tan...!

-Quizás si terminaras tus frases sería más fácil sacar tu enojo, además tenemos el pueblo así que muy molesta no deberías de estar -decía Entrapta girándose hacia ella- pero repíteme como pasó? Scorpia no me dijo mucho

Flashback

-Nos encontramos cerca del punto, prepárense -decía Catra desde uno de los tanques hablando con su equipo. Su ansiedad había bajado un poco, los ejercicios de respiración de Scorpia habían ayudado esta vez. Sintió un escalofrío cuando estaban a pocos metros del pueblo, como si hubiera electricidad cerca, era parecido a cuando tuvo ese sueño. Mando a las tropas hacia el pueblo y pidió que los reunieran a todos. Rodearon con los bots para asegurar el perímetro y los tanques seguían escondidos entre los arboles. Cuando todos estaban en sus posiciones Catra comenzó a tomar muestras de construcciones y vegetación de las afueras

-Capitana esperamos ordenes -dijo un soldado acercándose a ella

-Desplieguen las banderas, díganles que no se muevan o intenten revelarse si no quieren que nadie salga herido. Ahora este lugar le pertenece a la Horda, quédense la mitad aquí y los demás deben seguirme -el soldado se fue de inmediato a cumplir su orden y Catra regresó a su tanque. Al regresar vio a Scorpia a un lado de este, no recordaba haberla convocado pero parecía estarla esperando- que haces aquí?

-El teniente que solicitaste esta enfermo, tome su lugar

-Si, pero estaba enfermo desde esta mañana o se enfermó después? -la risa nerviosa de la más alta le confirmó sus sospechas a la felina- deja de hacer eso, desìdieron al último que lanzaste. Y los cadetes no son muy buenos

-Es sólo que quería venir a asegurarme que todo estuviera bien, me dijo Entrapta que están buscando más pruebas de magia. No sabemos si puedan enfermarte de nuevo

-No necesito que te preocupes por mi de acuerdo? ya que estás aquí que tal si me sigues. Falta el otro pueblo -la morena entró al tanque para ser seguida por Scorpia. Comenzaron a avanzar, su compañera estaba más callada de lo normal. Se giró para verla y cruzó miradas con ella, la desvió- haces eso cuando quieres decirme algo, que ocurre?

-Ahh no, no es nada

-Lo peor que puedes hacer es mentirme -lo volvió a mirar más severa, la otra chica nuevamente se giró. Había algo que decir, pero no quería decírselo

-No creo que sea un buen momento, cuando volvamos mejor -dijo para esconderse de la mirada de la felina. Catra no insistió, llegaron al siguiente pueblo parecía muy tranquilo, vio a lo lejos que las actividades seguían con calma pero algo estaba mal.

-Comiencen a rodear tanques y tropas. Dejen un par de bots detrás de cada tanque y esperen mi señal -dijo por el intercomunicador la felina- Scorpia, maneja esta cosa hasta el perímetro. Debo asegurarme, enciende tu auricular

-B-Bien!

Catra salió del tanque en silencio, apenas lograba escuchar el avance de sus tropas. Eso era bueno, si ella apenas escuchaba entonces no había forma de que alguien más lo supiera. Comenzó a avanzar por los arboles tratando de no golpear alguna rama que pudiera alertar al enemigo. Estaba casi al perímetro que debían estar los tanques hasta que detectó el aroma que buscaba, el de Shadow Weaver. Subió más alto de los arboles y vio al grupo de princesas justo en el centro del pueblo diciendo que actuaran como si nada. Los maldijo en silencio, eran tan odiosos y cobardes pero en medio de sus maldiciones notó que Adora no estaba en ningún lado, eso significaba que tampoco She-ra. Sonrió enormemente e incluso ronroneó un poco, les daría una paliza

-Scorpia, confirma que todos estén en posición -esperó unos segundos por la respuesta

-Confirmado!

-Diles que ataquen -dijo aún con una sonrisa Catra

-Segura? no íbamos a tomarlo?

-Ya sabrás por qué, además yo soy quien da las ordenes aquí -alcanzó a escuchar un suspiro de su compañera para después de unos segundos los tanques comenzaran a atacar, destruyendo todo a su alcance. El circulo de princesas se había desmoronado y comenzaban a tratar de frenar el ataque, esperaba por el ataque de los bots pero vio un destello detrás de ella para luego encontrarse en medio del fuego

-Tu infeliz! -distinguió la voz de la odiosa princesa y esquivó su ataque que dejo un hoyo en el suelo

-O brillitos cuanto tiempo! quisiera jugar pero ya no me gustan esas cosas

-Pagarás por lo que hiciste! -decía la chica lanzandole una gran bola rosada, no sabía que era pero lo mejor era esquivarla. Aquel ataque dio contra una construcción destruyéndola por completo, iba a golpearla con eso?!

-Oye no es muy radical? ni siquiera funcionó el portal! -decía a la chica que le lanzaba otro ataque, volvió a esquivarlo

-No tienes ni idea del daño que ocasionaste... por supuesto que no, que vas a saber tu de estas cosas?! solo destruyes! -la princesa tenía lagrimas corriendo por su rostro, estuvo meses esperando este encuentro pero era demasiado para manejar. Sentía mucho enojo que no podía controlar bien sus movimientos. Mientras que Catra estaba totalmente desconcertada, era la primera vez que la chica usaba ese tono con tanto resentimiento con ella y además que nunca la había visto llorando, pero de que hablaba?

-Catra cuidado! -escuchó a Scorpia y vio como era envuelta en una especie de cuerda para luego sentir una gran descarga, conocía a la perfección ese ataque. Cuando recuperó el aire miró en dirección de su atacante

-Shadow Weaver -Catra rió con fuerza- en serio que no me acostumbro a la idea. Se ve rídicula, no es muy anciana para jugar con niños?

-Cometiste un gran crimen, debes ser castigada por ello -dijo la mujer para volver a dar una descarga aún más fuerte que la anterior, la felina no pudo evitar gruñir y gritar por el dolor. Dolía bastante pero luego se detuvo, respiró un poco y volvió a ver a la mujer que al parecer estaba confundida- como es posible que no te desmayaras?

-De que habla anciana? -dijo la chica sin entender, vio por un momento la cuerda. Estaba casi quemada por la descarga, aprovechó para liberarse y saltó hacia un árbol. Se iba a lanzar sobre la mujer pero sintió calambres en sus piernas y volvió a gruñir, tomó unos de los artefactos de Entrapta y tomó muestra de aquel árbol para guardarla. Tomo su intercomunicador- Retirada, Scorpia donde estas?

Escuchó que le respondió pero no entendió que le dijo comenzó a ver borroso y los calambres ahora era un dolor general de su cuerpo. Alcanzó a ver a Scorpia que la miraba de manera extraña y sin más se desmayó

Despertó en la horda, en su cama.

Fin de flashback

-Ya veo, así que Glimmer esta realmente molesta contigo -decía Entrapta viendo como la felina movía su cola con lentitud. Quizás porque aún sentía dolor

-Al parecer, aunque no entiendo por qué -decía la morena viendo el techo- no importa. Entonces sirvieron las muestras?

-Eh? Ah si! claro que si -dijo la princesa yendo hacia su computadora- al parecer era cierto lo que creía. Hay muchos puntos mágicos en el bosque pero aún así no son a los niveles que tu tenías. Quizás porque no sólo tuviste contacto con la magia si no que también la consumiste

-Al menos sirvió de algo -Catra se levantó y caminó hacia la puerta- la cabeza me esta matando, volveré más tarde para seguir con la investigación

-Yo mientras haré avances! -Entrapta se quedo sola trabajando un rato hasta que escuchó nuevamente la puerta abrirse- Catra? no que te sentías mal?

-Catra está en su habitación desde hace un rato -decía Scorpia mientras cerraba la puerta. Lo cierto era que le resultaba muy extraño que se juntaran sus dos amigas, aunque Catra la necesitara para funcionar mejor era extraño- vine a ver que habían descubierto

-Hace mucho que no venías, pero solo confirmamos lo que planteamos la vez pasada -la princesa seguía tecleando sin verla- por cierto, ella no parece recordar nada de la batalla en aquel pueblo. Me contó lo que recuerda pero le faltó la mitad

-Eso es lo que me preocupaba...Entrapta, verás

-Si?

-No he sido muy honesta contigo -la chica interrumpió su trabajo para ver confundida a su amiga

-De que hablas? -la más alta estaba insegura, tomó un poco de aire y habló

-Hay un par de cosas que necesitas saber, es sobre Catra


-Son deliciosos -decía Adora mientras comía otro bocado de pastel- por qué nunca los había probado? son los mejores

-Me alegra que te gustaran -decía Bow dejando todo lo que ya no estaban usando en la charola que había llevado. Vio la hora y se levantó enseguida- chicas las dejaré un momento, debo ir a revisar algo que deje pendiente

-Esta bien -dijo Glimmer viendo como se iba su amigo y así quedándose sola con Adora. La miró, realmente parecía disfrutarlo. Sonrió pues se veía como una niña pequeña- deberíamos ir mañana por más

-Que? no, no,no. Se que perderé un poco de forma por esto y todo pero tampoco debo excederme -la rubia terminó y se apoyó contra su cama satisfecha. Notó que su amiga la miraba fijamente- que ocurre?

-Nada es solo que -la chica se acercó más a la mayor, Adora estaba un poco confundida- es solo que parece que tienes otro tipo de aura, te ves diferente

-En que sentido?

-No se, pareces más tranquila... también te ves más linda -dijo sin verla la princesa

-C-Como dices? -la rubia se sonrojó ligeramente, de donde salió eso? recordó su sueño. Catra le había dicho algo parecido, sonaba a que tenía la misma intención pero no la hizo sentir igual

-Adora -dijo suavemente la princesa interrumpiendo el diálogo interno de la mayor- has pensado en lo que te hablamos? de tener a esa persona especial?

-Yo... -que debería decir? si era real lo que soñó Catra es quien debería ser esa persona especial. Pero no sabe como podría reaccionar su amiga si suelta su nombre así nada más, que pensaría de ella? es por ella que la reina ya no está- no lo he pensado

-En ese caso y si me lo permites -Glimmer se acercó un poco más y tomó por lo hombros a la rubia- podría ayudarte

-Tu? -Adora no esperaba eso

-Se que somos amigas pero por eso mismo también podría ser quien te entienda. Hemos estudiado mucho juntas y ahora que She-ra no está también podría protegerte

-Protegerme? -interrumpió rápidamente Adora- protegerme de qué?

-Ah b-bueno -la princesa quería golpearse, no quería decir nada al respecto- bueno tarde o temprano debemos enfrentarnos a la Horda y no sabemos si estarás cuidando a tu bebé. Pueden atacar en cualquier momento

-Como hoy? -Adora sintió su sangre hervir, aunque ese mismo día más temprano estaba triste al respecto ahora estaba muy molesta- como hoy que ni siquiera me avisaron, no hubiera ido sabes? se que es peligroso no soy tonta!

-A-Adora no creo que

-Que? que no debería ponerme así? mis propios amigos me están escondiendo cosas. Es como si dudaran de mi, que no mido el riesgo. Bueno, hola! ya no solo estoy decidiendo por mi -la rubia respiró un poco y se giró dando la espalda a su amiga. No estaba segura si había sido por sus hormonas o por qué estaba muy frustrada al respecto. Si, era inexperta pero no tonta y sentía que todos la trataban así

-Adora yo-

-Si me disculpas Glimmer, quisiera estar a solas

-Esta bien, pero quisiera que hablemos mañana -decía la princesa bajamente, no pensaba que su amiga iba a reaccionar así o que sintiera que la trataban mal. Estaban preocupados por ella

-Mañana te digo, por favor -la rubia caminó hacia la ventana, alejándose de su amiga. Glimmer suspiró y salió en silencio. Caminó hacia el recién reconstruido salón de juntas, la estaban esperando

-Parece que las cosas no salieron bien -dijo Bow mientras terminaba de preparar su dispositivo

-Ni siquiera pudimos hablar de ello, Adora al parecer supo que hubo una batalla hoy y esta molesta porque se lo ocultamos

-Pero si se lo hubiéramos dicho seguro hubiera ido -decía Castaspella que estaba del otro lado

-No, justamente se molestó porque pensamos eso. Mañana trataré de hablar con ella, ahora tenemos que pensar en eso que ocurrió hoy -las princesas se quedaron en silencio, esperando por Bow

-Jamás había visto algo así, mucho menos esperaba verlo en alguien tan insignificante como Catra -dijo Shadow Weaver mientras regresaba a su asiento- jamás sentí magia correr por ella

-Esa chica tiene una apariencia que nunca había visto en mi vida -decía Castaspella- de donde es?

-No lo se, un día llegó con un montón de huérfanos con tropas que habían ido a distintos lugares-respondió la mayor con simpleza- Adora comenzó a juntarse con ella pues tenían casi la misma edad, pero Catra al ser tan joven tampoco sabía mucho ni de si misma

-Así que eran amigas de mucho tiempo -dijo Perfuma por lo bajo- con razón a Adora le cuesta luchar con ella. Yo no podría pelear contra ustedes y no somos amigas de años como ellas. Imagina crecer con un persona y luego luchar, es muy triste

-Yo sigo pensando que no es una apariencia común, voy a investigar en archivos más antiguos. Si encuentro de antes de la fundación de Mystacor sera mejor

-Podríamos dejar de hablar sobre ella?! -interrumpió con molestia Glimmer- Bow cuanto falta?

-Ya esta funcionando -respondió el chico por lo bajo sin ver a su amiga. Últimamente estaba muy irritable

-Bien

...

Catra estaba sobre un árbol haciendo quien sabe que. Glimmer lo notó y trató de teletransportarse hacia ella pero en el último momento sintió como si sus poderes se hubieran apagado

-Que ocurre? -escuchó a Frosta que estaba golpeando el aire- que pasó con mis poderes?!

-Pero que-? -vio a su alrededor y notó que eran todas las princesas quienes tenían problemas para usarlos. Después un gran estruendo se escuchó y Catra estaba frente ella, pero no traía su máscara así que gran parte de su cabello le cubrió el rostro. Sus pupilas se veían más finas de lo que llegó a verle, sus garras parecían mortalmente afiladas y notaba que había un cambio en su aura. Era como electricidad o algo parecido, pero lo demás desconcertante es que no tenía expresión alguna, como si no estuviera consciente

-Atrás -su tía se puso delante de ella y trazo un hechizo. Apenas la veía Catra y cuando el hechizo fue hacia ella con su garras lo cortó- eso es imposible!

Catra se dejo caer y clavó sus garras en el suelo el cual tembló y comenzó a partirse, como si fuera partido desde abajo. Se hicieron grietas no muy grandes pero se sentía que magia las recorría.

-Glimmer! -dijo Bow llevándosela en la espalda

-Oye que haces?! debemos volver!

-Glimmer los poderes de ninguna están funcionando, ni mis flechas. No se que hizo la Horda pero nada funciona, debemos poner a las personas a salvo. Es lo principal!

-Pero -la princesa miró a la gente huyendo aterrada, era cierto, deben protegerlos. Miró una vez más en dirección de la felina. Estaba inconsciente cerca de esa chica Scorpia, mientras que las tropas comenzaban a sujetar a los civiles y a reunirlos mientras ponían en todo lo alto una bandera de la Horda- la próxima vez acabaré contigo